domingo, 6 de mayo de 2012

RETIRARNOS DE INMEDIATO DE LA TRISTEMENTE CÉLEBRE COMISIÓN INTERAMERICANA DE DERECHOS HUMANOS


HUGO CHÁVEZ FRÍAS, "ALÓ PRESIDENTE" DEL 30 DE ABRIL DE 2012.

Quería hacer estos comentarios, por cierto de la misma forma antes de darle el Pase a María  Cristina, antes que continuen en el Acto de Condecoraciones, quiero, felicitar a todos los trabajadores y a todas las trabajadoras, sin excepción, ensu Día, y especiaalmente, a quienes están recibiendo los merecidos reconocimientos, y condecoraciones el día de hoy.
Pero quería referirme también a esto, y darles algunas reflexiones.
Otro venezolano que siempre está insistiendo en este tema, el Dr. Luis Britto García. Y ayer estaba yo leyendo esta columna, "Entre Jueces te veas".
Recomiendo su lectura. En verdad, dice por ejemplo Britto García, será entonces una casual casualidad que en denuncia ante la Corte Penal Internacional, de La Haya, el 21 de noviembre de 2011, algún venezolano repita lo siguiente, " en especial el Poder Judicial está de rodillas ante el Jefe del Estado y del Gobierno, tal y como lo certifican reconocidas organizaciones dedicadas a la defensa de los Derechos Humanos ".

Esa es una de las consejas que sigue recorriendo el Mundo, que aquí no hay autonomía de Poderes. Que aquí no hay Poder Judicial.

Luego, se refiere al caso de este exmagistrado, que se fue, se fugó del país, de la Justicia, y ahora está protegido por el Gobierno de los Estados Unidos.

Bien, luego dice Britto, para terminar. “Son confesiones que acarrearían largas condenas en un juzgado venezolano. En un tribunal estadounidense o internacional, donde los testimonios se compran como acciones bursátiles, serán premiadas con inmunidad, impunidad y no extradición”. Y entonces, termina haciéndose las siguientes preguntas... “¿Qué hacemos sometidos a Cortes a las cuales no se somete Estados Unidos y que sólo estiman acciones Imperiales ? ¿ Y qué hacemos confiriendo poder sistemáticamente a apátridas, delincuentes y trásfugas sin ideología, obra ni trayectoria ? La culpa no la tiene el juez sino quien le da el garrote”. Termina diciendo Luis Britto García. Y él se refiere en distintos artículos, a la tristemente célebre, entre otras, Comisión Interamericana de Derechos Humanos. Hace poco, por fin, aprobamos la Ley, del Consejo de Estado, y corresponde al Vicepresidente Ejecutivo, como manda la Constitución, presidir al Consejo de Estado. Me corresponde a mí a hacer algunas designaciones. He pedido al Dr. Rangel, por ejemplo, que se incorpore al Consejo de Estado. He pedido al Dr. Britto García que se incorpore al Consejo de Estado.

¡No sé todavía si ellos se van a incorporar! Mis recomendaciones, ¡ Sí, José Vicente Rangel, te incorporas al Consejo de Estado! Bien. (Aplauden aplauden aplauden).

Además, de los miembros que señala, de manera directa y explícita la Constitución Nacional, la Asamblea nacional debe designar miembros, el Tribunal Supremo de Justicia, los Gobernadores en colectivo. Ahora, yo pido, al Señor Vicepresidente que aceleremos la instalación de este Consejo de Estado, y como Jefe del Estado, lo primero que le voy a pedir a este Consejo de Estado, es el estudio, repito, acelerado, Señor Canciller, y la recomendación al Jefe del Estado, para retirarnos de inmediato, de la tristemente célebre Comisión Interamericana, de Derechos Humanos.

(Aplauden aplauden aplauden) ¡ Ya basta ! (Aplauden) ¡ Ya basta ! (Aplauden).

¿ Hasta cuándo nosotros vamos a estar, con esa espada de Damocles ?

¡Como Britto García lo ha explicado muy bien!

El primer pais que desconoce esa Comisión Interamericana, son los Estados Unidos! Y que en verdad funciona en Washington, y es un mecanismo que usan los Estados Unidos, contra nosotros. ¡Hace rato ya que hemos debido irnos de esa Comisión ! Por eso es que le pido al Consejo de Estado que se instale, mientras más pronto mejor, digo en los proximos días, no digo semanas, y que me de una recomendaión bien sustentada, y un documento para la Historia, y además, además, que enviemos ese documento a los Gobiernos del mundo! ¡Primero, alos de este Continente, a todos los Gobiernos. de la CELAC, del ALBA, de UNASUR! ¡Exponiendo nuestras razones, porque bastantes razones tenemos, bastantes, y desde hace mucho tiempo!

¡Hay que recordar el 2002 ! El 12 de Abril, exactamente, yo prisionero, un poco de personas se dirige a esa Comisión, pidiendo que se resguarden mis Derechos, etc., etc. Y la Comisión lo que hace es responderle al Excelentísimo Gobierno de Carmona! Por alló está el documento! ¡Lo dejaron por aquí! ¡Cuando se fueron corriendo, para allá, y aquí dejaron papeles, el whiskie y la champagne, y la banda de Carmona, que la dejaron ahí! Creo que se la llevaron, y la quemaron con un Judas, por ahí, en la Semana Santa del 2002. Entonces, dejo en manos del Canciller y del Vicepresidente esta solicitud. ¡Nosotros tenemos que seguir reivindicando y construyendo, la plena Independencia nacional! ¡ Somos Independientes ! (Aplauden aplauden)
¡Venezuela es un pais Independiente ! (Aplauden, aplauden, aplauden, aplauden).
Bien. Yo debo retornar hoy a La Habana. He enviado la solicitud a la Asamblea Nacional, y espero que sea aprobada en las próximas horas. Para retornar en las próximas horas a La Habana, ya estamos como en la recta final, del tratamiento correspondiente de radioterapia, como les dije hace un rato, pues, no son días fáciles éstos, pero guerreros somos para enfrentar la adversidad. Y con la fe en Dios y en Cristo redentor, y con ese amor inmenso del pueblo venezolano, y con esta voluntad de luchar, de vivir, de vencer, nosotros saldremos adelante ¡Saldremos adelante! ¡Viviremos y Venceremos!